La grey católica se estremece hasta los cimientos cuando se pone al descubierto que más de 400 sacerdotes en Chicago Illinois, cometieron abuso sexual en contra de niñas y niños cuyos padres jamás supieron de los atentados que sufrieron a manos de quienes pregonan la moral. Lo bueno es que por fin los eclesiásticos van a ser juzgados por las autoridades civiles, con estas acciones se espera terminar con los pederastas enfundados en sotanas.

Recién tocadas

No playlist data.